Uso de mascarillas, lavado de manos y distanciamiento social. Estas son algunas de las medidas que marcarán el regreso a clases.

De momento se tendrían que sentar separados, se tienen que tomar medidas de limpieza, no solo las diarias sino entre que salen unos y entran otros.

Profesores y alumnos enfrentarán cambios y dificultades en esta nueva normalidad que pueden causar problemas de adaptación en los niños.

Los alumnos van a contar con el apoyo del psicólogo del centro. Contarán también en momentos que vamos a trabajar con el emotional learning.
 
Imagen: ©Shutterstock / Halfpoint

X